jueves, 4 de noviembre de 2010

La Poesía entre el modernismo y la Vanguardia – Juan Ramón Jiménez

La poesía entre las dos épocas literarias conocidas como modernismo y vanguardias. El autor que más incide en esta época, y el más representativo por lo tanto, es Juan Ramón Jiménez. El modernismo llegó a España en 1892 por la mano de Rubén Darío y supuso un cambio de estilo y un aire nuevo en la poesía española. Las vanguardias por lo contrario no añaden nada sino que rompen con lo anterior buscando lo nuevo y lo creativo.

Juan Ramón Jimenez nació en Magner (Huelva) en 1881, y murió en San Juan de Puerto Rico en 1958, dos años después de haber recibido el premio nobel de literatura. Entabló amistad con escritores famosos como Valle-Inclán, Rubén Darío o Francisco Villaespera. Un personaje importante tanto en su vida como para su obra fue Zenobia Camprubí, su esposa.

Era una persona meticulosa, siempre leía y modificaba sus obras en busca de mejoras, además gracias a los apuntes que tomo sobre esta actividad sabemos que para él la poesía no era una manera de mejorar el mundo sino un camino para conocerse a si mismo y conocer la realidad. A pesar de la influencia Modernista él nunca se puso esa etiqueta con seguridad.

Los estudios sobre su obra la dividen en tres etapas o temas, algunos admitidos por él:

Entrega sensitiva es la primera donde se encuentran sus primeros títulos, Ninfeos y Almas de violeta ambos contienen excesos modernistas y rasgos de su poesía posterior, inquietud, desasosiego, búsqueda del ideal y una concepción de la poesía como suma de instinto y conciencia.

Afán de conocimiento de la realidad es la segunda, comienza con Estío, es una expresión más desnuda y pura de temas como el amor. Su mejor título según él mismo pertenece a esta parte Diario de un poeta recién casado, a causa de su boda. Tiene una triple visión de la idea de ese viaje: el viaje físico (cuando se dirige a Nueva York), el viaje sentimental (hacia la madurez amorosa), y el viaje a la literatura (hacia el conocimiento de la poesía anglosajona por mano de su esposa).

Necesidad de conciencia interior: alcanza su idea de poesía existencial en obras escritas durante su exilio como La estación total, Espacio y Animal de fondo. Funcionan en esta poesía lo real con lo transcendental, según sus propia palabras: “Lo que nosotros queremos imponer como poesía del alma

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada