martes, 25 de enero de 2011

El teatro de posguerra y sus autores mas representativos


La creación teatral de la época inmediata a la posguerra se ve limitada por la desaparición de los autores más innovadores así como por la censura civil y eclesiástica, que impide la entrada de nuevas corrientes.

Las compañías intentan buscar obras que entretengan al público burgués, sin arriesgarse con ideas demasiado innovadoras.

Es importante destacar teatros nacionales como el Teatro Español y el Teatro María Guerrero, que representaron obras clásicas y modernas respectivamente.

Características

El teatro predominante fue pues el teatro burgués, que buscaba el entretenimiento de la clase media urbana, siguiendo las directrices de Benavente y Jardiel Poncela.

El entretenimiento es el principal objetivo, por lo que sigue la línea más habitual de la comedia, aunque también trata otros temas que abordan problemas de la moral burguesa y dramas históricos, haciendo apología de valores tradicionales, patrióticos y católicos. Critica las costumbres de la clase media pero con una perspectiva amable, ya que se trata del mayor público para el teatro. Las obras suelen tener un final feliz lleno de sentimentalismo.

Temas

Se distinguen dos tipos de obras, las que tratan del mundo real y las que tratan del mundo poético:

Las obras del mundo real giran entorno a problemas económicos, de amor o fidelidad. Los protagonistas son de clase alta que aplican un código de honor respectivo a su clase para solucionar el problema. Destacan “Una muchachita de Valladolid” de Calvo Sotelo o “Celos del aire” de José López Rubio

Las obras del mundo poético crean un mundo fantástico que distorsiona la realidad. Destacan “El baile” de Edgar Neville “Eloísa está debajo de un almendro” de Enrique Jardiel Poncela o “Tres sombreros de copa” de Miguel Mihura.

Estilo

Utilizan piezas redondas con diálogos bien construidos y un lenguaje muy cuidado que busca la reacción del público en determinados instantes, los ambientes elegidos son de clase alta, tanto burgueses como aristócratas, los personajes pertenecen también a estas clases. Introducen también técnicas cinematográficas con saltos de espacio y tiempo.

Algunos de los dramaturgos mas reconocidos son Joaquín Calvo Sotelo, José María Pemán, Enrique Jardiel Poncela, Miguel Mihura y Jacinto Benavente, que continua con su modelo previo a la guerra.

Miguel Mihura

Dramaturgo madrileño que abandonó sus estudios para dedicarse al humor y la historieta en revistas. Durante los años veinte, trabajó como periodista: Son años de una cierta bohemia, de tertulias en los cafés, donde conocerá a importantes periodistas del género humorístico como Tono, Edgar Neville y Enrique Jardiel Poncela este último le influyó poderosamente en el estilo. Durante la Guerra Civil se refugió en San Sebastián con el bando nacional y militó en la Falange Española. Mihura fue uno de los fundadores de las revistas humorísticas La Ametralladora y La Codorniz Participará en el guión de la película en Bienvenido, Mister Marshall de 1942

Tres sombreros de copa

Fue escrita en 1932 pero se represento en 1952 por primera vez en el Teatro Español Universitario. Fue una obra de gran éxito, cuyas claves fueron:

Argumento, se centra en la noche previa al casamiento de Dionisio, esa noche conoce a Paula, que le da a conocer otro tipo de vida, sin ataduras. Este descubrimiento provoca un conflicto en Dionisio entre lo convencional y el valor de la libertad, decantándose finalmente por el convencionalismo de su clase debido al miedo

Personajes, representa a Dionisio como burgués convencional y a Paula como una vida libre, aparecen otros personajes como el Odioso señor, que es la encarnación del dinero, el puritano Don Sacramento o el cursi Don Rosario. Del lado de Paula aparecen personajes como Madame Olga y las artistas del music-hall.

Estilo, denuncia la falsedad de los convencionalismos sociales con lenguaje ingenioso, ironía y caricatura.

Por todo esto fue una obra que se adelantó a su tiempo, aunque poco a poco Miguel Mihura fue hacia un teatro más burgués y más conformista en obras como “El caso de la mujer asesinada”, “Maribel y la extraña familia”, “La bella Dorotea” o “Ninette y un señor de Murcia”.

Edgar Neville

Nacido en una familia noble madrileña, fue diplomático, guionista de cine y colaborador en muchas revistas. Su primera etapa es vanguardista y escribe obras políticas durante la guerra, aunque destaca con la alta comedia y obras como “El baile”, ofreciendo una visión amable de la vida, evadiéndose de la realidad.

Utiliza escenarios madrileños y personajes de clase alta que representan arquetipos como el hombre triunfador, la gran dama o el marido aburrido. Su estilo se caracteriza por la ironía y las situaciones absurdas.


Poetas continuadores de la comedia burguesa

Fue iniciada por Jacinto Benavente, y destacan autores como Joaquín Calvo Sotelo, con comedias de entretenimiento como “Una muchachita de Valladolid”, Juan Ignacio Luca de Tena, director de ABC y con obras incluso llevadas al cine como “¿Dónde vas, Alfonso XII?”, José López Rubio, sus comedias son más relevantes, “Celos del aire”, “La otra orilla” o “La venda en los ojos” y por último José María Pemán, con “La casa” y “Callados como muertos”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada